Los grandes empleadores piden un plan de desgravación fiscal para la reconstrucción

doctor weight loss

Valencia / Barcelona

Un gran plan de desgravación fiscal para España, centrado en la reducción y flexibilidad de los principales impuestos que gravan la actividad empresarial. Este es el reclamo conjunto de los grandes empleadores para la recuperación económica del país, una demanda que contrasta con la deriva tributaria del gobierno de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, centrada en la pandemia de Covid-19 en el aumento de impuestos sobre grandes fortunas, la banca , la economía digital o mayores ingresos.

Lejos de los postulados del Ejecutivo de PSOE y Unidas Podemos, entidades de referencia en asuntos comerciales y económicos consultados por el economista -como la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), el Consejo General de Economistas, el Círculo de Empresarios, la asociación de empresarios catalanes Promoción Treball, el Instituto de la Empresa Familiar, la Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas) o el centro de estudios BBVA Research, no solo están en contra de aumentar los impuestos, sino que apuestan a posponerlos o bajarlos como una herramienta fundamental para la recuperación económica del Estado.

Mientras espera escuchar las propuestas de la Comisión de Reconstrucción Económica y Social creadas en el Congreso (que cuenta con solo 5 economistas de un total de 43 diputados), los informes y recomendaciones de los expertos consultados por este periódico invitan al Gobierno de España a tomar medidas que garanticen liquidez a las empresas, entre ellas, para relajar y reducir los impuestos, como el impuesto sobre la renta personal, el IVA, las empresas, el AJD, las transmisiones o el IBI, y también para hacerlo, al menos, durante el resto de este año fiscal 2020.

Asimismo, los empleadores y los economistas consultados proponen otras medidas como reactivar la licitación y la contratación pública de la administración para generar actividad, adelantar el pago de facturas por parte de entidades públicas o flexibilizar el mercado laboral, así como “financiar” en Europa se está recuperando para que el Estado pueda enfrentar este difícil escenario sin poner su costo en la parte posterior de la empresa.

Relajarse y bajar impuestos

El Consejo General de Economistas ha preparado un informe con sus “propuestas concretas para reactivar la economía una vez que se supere la crisis de salud”, entre las cuales, en materia tributaria, una reducción del IBI y la reducción de impuestos como el impuesto sobre la renta personal, el IVA o la Corporación Impuesto. Su exhaustivo documento también propone relajar las condiciones requeridas para los ERTE de fuerza mayor; extender la moratoria sobre la devolución de préstamos a las PYME y los autónomos y su período de reembolso; mejorar la presentación de notificaciones y notificaciones por medios electrónicos y facturación electrónica; o establecer un procedimiento de emergencia para que las deudas públicas del Estado con las PYME y los autónomos “se paguen de inmediato”.

El presidente del Consejo General de Economistas, Valentín Pich, considera que “se podrían tomar urgentemente una serie de disposiciones regulatorias para abordar la recuperación y reactivar nuestra economía”. Estas son “medidas de naturaleza eminentemente técnica”, subraya.

Valentín Pich, presidente del Consejo General de Economistas. NACHO MARTÍN

Con respecto al Impuesto sobre la renta personal (IRPF), los economistas destacan dos propuestas. Primero, el de “aproximar los criterios de imputación a la recaudación real de ingresos”. El segundo, que no parece ser escuchado por el Ejecutivo, consiste en extender el plazo para la autoevaluación “más allá del 30 de junio” a fin de facilitar la asistencia técnica a los contribuyentes que “estaban acostumbrados a declarar con la ayuda del servicio de citas y aquellos que lo hicieron visitando y proporcionando documentación en papel a su asesor “.

Con respecto al Impuesto al Valor Agregado (IVA), el Consejo General de Economistas detalla que “sería conveniente relajar las condiciones y acelerar la recuperación de las cuotas de IVA transferidas y no cobradas”. “Por lo tanto, proponemos modificar el artículo 80.4 de la LIVA, en el sentido de reducir los términos para reducir la base impositiva, que, con la redacción actual, son de un año y 6 meses para grandes empresas y pymes, respectivamente”, plantean.

Y con respecto al Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), afirman que “como muchas actividades económicas se verán seriamente afectadas durante el año, sería razonable establecer una reducción en el IBI 2020 de todos los locales afectados por ellos”. También en materia fiscal, los economistas también abogan por “facilitar la regularización voluntaria de los contribuyentes”.

Ventajas fiscales hasta diciembre

En línea con The Economists, el Businessmen’s Circle también ha presentado esta semana un informe con “medidas de estímulo fiscal excepcionales y temporales”, entre las cuales se destacó una propuesta particular: mantenerlas en vigencia hasta el 31 de diciembre para aliviar la situación comercial durante todo el año. año difícil

John de Zulueta, presidente del Círculo de Empresarios. DAVID CORRAL

Sus medidas también afectan la demora y la flexibilidad en el pago del Impuesto sobre Sociedades, el IVA y los impuestos locales como el IBI, así como la aceleración de los reembolsos de impuestos y el uso flexible de créditos fiscales y la amortización de activos.

El organismo presidido por John de Zulueta también planea reducir el Impuesto a la Transferencia de Propiedad y las Leyes Legales Documentadas y el IVA para la adquisición de viviendas, locales comerciales, automóviles, servicios de hoteles, restaurantes y transporte de pasajeros, así como la suspensión de la inscripción y el turismo. Tarifa. El círculo de empresarios también defiende que existe un “margen” para aplicar estas medidas de estímulo a pesar del alto nivel de déficit público.

Reactivar todas las obras públicas paralizadas.

El plan de accidentes de Foment del Treball propone una amplia batería de acciones. Entre ellos, la asociación de empresarios catalanes aboga por una exención fiscal efectiva para las empresas y alivia su situación con ayuda mientras dure el estado de alarma.

En la esfera pública, insta a las administraciones a reiniciar urgentemente el trabajo en obras públicas detenidas como resultado del decreto de confinamiento, una reactivación que ya ha sido respaldada por el gobierno central al permitir licitaciones y contratos, pero que requiere su implementación a un nivel efectivo por Todas las administraciones públicas: municipios, comunidades y el Estado.

José Sánchez Llibre, presidente de Foment del Treball. EE

La organización también afirma que el umbral para acceder a la ayuda por pérdida de facturación se reducirá del 75% al ​​30 o 40% e insiste en que, a pesar del acuerdo del Gobierno y la CEOE, las empresas pueden calificar para un ERTE después del 30 de junio. También solicita el desbloqueo total de los 100,000 millones provistos en préstamos del Official Credit Institute (ICO). Para aquellas empresas que están soportando la crisis manteniendo sus plantillas intactas, Foment propone la concesión de algún tipo de bonificación.

La entidad presidida por José Sánchez Llibre también apunta, como los Economistas o el Círculo de Empresarios, hacia medidas fiscales, tales como la reducción del Impuesto a la Transferencia de Propiedad y las Leyes Legales Documentadas (AJD), especialmente en materia de vivienda; una deducción del 10% para todas las nuevas inversiones productivas y reforzar la autofinanciación de las empresas con una tasa del 10% de las ganancias no distribuidas, en lugar de la tasa general del 25%, hasta 2021.

El Family Business Institute está trabajando actualmente en el desarrollo de sus propuestas concretas para la recuperación económica de España, aunque su presidente, Francisco Riberas, ya ha avanzado algunas de las líneas principales de su hoja de ruta.

Francisco Riberas, presidente del Instituto de Empresa Familiar. RAFA MARTÍN

Esta es la postergación o suspensión de los pagos de impuestos; el aplazamiento de costos como electricidad, gas o alquileres; el pago inmediato de las facturas por parte de las administraciones sin agotar los plazos establecidos por la ley de morosidad; la posibilidad de descontar las facturas pendientes de cobro, independientemente de si el deudor es una empresa o un sector público; además de extender más allá del estado de alarma la suspensión del artículo 348 bis de la Ley de Sociedades de Capital para que los socios no puedan obligar a las empresas a distribuir dividendos en las circunstancias actuales.

Un mercado laboral más flexible

Rafael Doménech, director de BBVA Research -el departamento de estudios económicos de la institución financiera-, también ha puesto sobre la mesa una batería de propuestas “para relanzar la economía española a medio y largo plazo”. Entre ellos, en materia laboral, urge “modernizar las regulaciones laborales y las políticas activas para avanzar hacia un mercado laboral más flexible, seguro y equitativo, con menos desempleo estructural, empleo temporal y desempleo a largo plazo”, explicó a este último. diario.

Para la administración, plantea “la necesidad de ganar espacio fiscal para el futuro y garantizar la sostenibilidad presupuestaria de un sector público más eficiente”. Además, aboga por “garantizar la competencia en los mercados de bienes y servicios, eliminar las barreras para el crecimiento empresarial”, así como “crear un entorno favorable para la inversión en I + D + iy nuevas tecnologías, para el crecimiento de la productividad, la transformación digital, y sostenibilidad social y ambiental “.

“Recuperación financiera”

La CEOE, en colaboración con Deloitte y ESADE, ha producido un informe en el que propone “un conjunto de medidas a corto, mediano y largo plazo para enfrentar la recuperación de la economía”. La asociación de empleadores aboga por “acelerar la llegada de liquidez a las empresas que sufren una reducción en los ingresos debido a la falta de actividad y continúan enfrentando una gran parte de sus costos”. “En este sentido, también existe la necesidad de ampliar el alcance de las medidas fiscales y las contribuciones a la seguridad social adoptadas”, afirma la entidad presidida por Antonio Garamendi.

“En el ámbito laboral, se considera esencial abolir las cuotas corporativas para la Seguridad Social en ERTE y reducir las cuotas sociales para aquellas empresas que se comprometen a mantener el empleo”, agregan.

Antonio Garamendi, presidente de la CEOE. ANTONIO MORANTE

Además, para evitar el colapso del Estado, la CEOE subraya la importancia de “emprender un plan de financiación relevante basado en la colaboración público-privada, medidas en el campo fiscal y un apoyo financiero decidido y firme de la Unión Europea”, según preciso.

Propone “reforzar la sostenibilidad de las cuentas públicas, enfrentando la deuda pública necesaria para implementar las medidas de estímulo sugeridas”, pero al hacerlo, “fundamentalmente, a partir del sólido crecimiento económico, la eficiencia del gasto y sin recurrir a aumentos de impuestos”. “Se propone implementar un conjunto de medidas de flexibilidad que faciliten el desempeño crediticio de las actividades financieras sin penalizar su solvencia o incluso ayudar a fortalecerla”, resaltan.

Garantizar liquidez con ayuda europea

La Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas) también está comprometida con una moratoria fiscal, una mayor flexibilidad para los ERTE y, en línea con la CEOE, agilizar los procedimientos para garantizar la liquidez con el apoyo de Europa. Específicamente, el director de Situación y Economía Internacional, Raymond Torres, afirma que “cada euro gastado en este momento es probablemente el más eficiente”, aunque reconoce que España tiene “menos espacio fiscal” para financiar medidas de recuperación que otros países.

Según los cálculos de Funcas, el déficit se elevará por encima del 10% del PIB español este año, lo que elevará la deuda pública al 115% del PIB. En tal circunstancia, estima, el Tesoro Público tendrá que emitir 20,000 millones mensuales hasta fin de año. Torres también apuesta que la parte del déficit y la deuda directamente vinculada a Covid-19 permanece en el balance del Banco Central Europeo para que no limite el desempeño de las naciones.

amazon gift card

Source